13/12/12

Con un jurado el caso Marita Verón hubiera sido mucho peor

Por Argentina sin Juicios por Jurado

Susana Trimarco (valiente madre de Marita Verón) pidiendo justicia con la foto de su hija

El caso "Marita Verón" conmovió a toda la sociedad argentina. Un tribunal absolvió por falta de pruebas a los proxenetas acusados de secuestrarla y hacerla desaparecer. Los jueces recibieron duras críticas desde todos los sectores políticos y sociales por haber dictado un fallo "injusto".

Me pregunto: ¿conocían la prueba producida en el juicio las personas que se manifestaron indignadas con los jueces? Adelanto que no, puesto que todos salieron a criticar antes de contar con los fundamentos del fallo. ¿Nadie se puso a pensar que tal vez no había prueba suficiente para condenar a estas personas?

Muchas voces se alzaron diciendo que semejante fallo no hubiese ocurrido con un jurado popular. Se trata de una afirmación por demás peligrosa: presume que el fallo de los jueces fue injusto, lo cual nadie se ha tomado el trabajo de demostrar. ¿Y si el fallo fue correcto? Entonces, con semejante razonamiento: ¡un jurado hubiese cometido una tremenda injusticia!

Los jueces fueron tratados de cobardes. Me pregunto: ¿es cobarde el juez que toma una decisión que sabe de antemano que va a derivar en cuestionamientos, agresiones, insultos y su posible destitución como juez? ¿No es más fácil condenar y contentar a todos? ¿No es acaso lo que hubiera hecho un jurado, aunque los acusados fueran inocentes?

Se dijo que los jueces eran corruptos. Me pregunto: ¿cuánto dinero tienen que ofrecer los proxenetas para que los jueces se arriesguen a perder un sueldo anual de $600.000 que habrán de cobrar de por vida? ¿No te parece que la acusación es absurda? Más lógico sería pensar que, en una provincia con tanta pobreza como Tucumán, podrían tener mayor éxito tentando a los miembros de un jurado.

Suponiendo que la decisión del tribunal no haya sido la correcta (lo cual no se debe descartar), todavía quedan pendientes las revisiones de los órganos superiores. ¿Y si hubiese absuelto un jurado? ¿Sabías que las absoluciones de los jurados no son apelables? ¿Sabías que los yerros de los jurados quedan impunes?


Por eso decimos: con un juicio por jurado las cosas hubiesen sido muy distintas, pero siempre mucho peores.

Corolario: La Suprema Corte de Justicia de Tucumán revocó el fallo absolutorio contra los proxenetas acusado de secuestrar y dar muerte a Marita Verón y el 8 de abril de 2014 un nuevo Tribunal dictó sentencia condenatoria para la mayoría de ellos. El fallo absolutorio de los jueces letrados se pudo corregir. En cambio, si la absolución la hubiese resuelto un jurado popular, nunca se hubiera podido corregir y Marita Verón no habría tenido justicia.

29/4/12

Jurado vs. DD.HH.

Por Argentina sin Juicios por Jurado

El juicio por jurados alienta la violación de DD.HH.
 
La razón principal por la cual actualmente no se tortura, no se aplican apremios, no se aprieta ni se hostiga a los ciudadanos sometidos a proceso penal, es que la prueba obtenida con tales métodos no podría tener validez en un juicio. El juez sabe perfectamente que si valora esa prueba para fundar una condena, la sentencia será revocada inexorablemente.

Cosa diferente ocurre con el jurado, que no tiene que explicar por qué condena. Todas las pruebas obtenidas ilegalmente vuelven de pronto a cobrar utilidad. El jurado puede valorarlas sin problema. ¡Que importa si el juez dice que no se pueden considerar! El jurado no tiene que explicar por qué condena, así que puede valorar lo que quiera sin rendir cuentas.

Después de tantos esfuerzos por parte de los gobiernos democráticos para lograr una policía respetuosa de los derechos individuales, con los jurados volvemos a transformar el proceso penal en tierra fértil para que vuelva a germinar la policía de hace treinta años.